Google+ Followers

lunes, 6 de octubre de 2014

Crónica Isabel. Día 29-XI-2014

Un capítulo francamente interesante..quizás sea por centrarse en mi querida Juana, esa princesa sensible, habitualmente mal comprendida por la sociedad y mal nombrada "La Loca"; menudo matrimonio él "el Hermoso" y ella "la Loca", presagio de tiempos difíciles y que cambios definitivos en Castilla y en Europa... Cuando los Reyes Católicos pactan el doble matrimonio del príncipe Juan y de la infanta Juana no podian ni imaginar que sobre todo el segundo marcaría los destinos de buena parte del siglo XVI....

No voy a considerarme yo experta en nada, pero puede que las lecturas para mi trabajo de fin de carrera sobre Carlos V (el emperador de mi corazón) y las posteriores sobre las cortes de las princesas y reinas de la Casa de Austria y posteriormente de la Casa de los Borbones para mi malograda tesina sobre Bárbara de Braganza, me deberían dar una visión más certera de estos momentos...

El personaje de Doña Juana ha inspirado leyendas, historias, cuadros románticos del siglo XIX y un sinfín de despropósitos sobre su salud mental..No voy a poner en duda que con la herencia familiar que cargaba, su bisabuela (que ha fallecido en este capítulo) sufría de una continua melancolía, la joven princesa estuviera del todo en sus cabales, pero limitar su personalidad a su obsesión por su marido, a su supuesta adicción al sexo parece un poco excesivo...o quizás sentirse tan incomprendida por su marido, sus padres, sus hijos, la hicieron alejarse de la sociedad...pero me estoy adelantando...

La infanta recibió una cuidada educación, pero desde luego no tan desarrollada como la de sus hermanos mayores, Isabel y Juan...la primera por ser la primogénita y el segundo por ser el heredero..aún así aprendió latín y a una temprana edad poseía una cuidada colección de libros de horas y de oración (algo que marcaría en su futura tendencia al misticismo en materia religiosa)...Destacó como amazona, tuvo varios altercados con los caballos y parece que la relajaba bastante montar a caballo...y aquí viene la sorpresa que me lleve viendo el capítulo, no sabía que el hijo de  Colón (creo que era él) ejercía como caballerizo mayor de la princesa, qué cosa más extraña, desconocía que el hijo de Colón estuviera en la corte, que la princesa tuviera una Casa Real verdaderamente compuesta y que se enamorara del joven....Entiendo las licencias que se toman algunas veces, pero estamos hablando de una infanta joven, inocente y que sabía que se debía a los altos intereses de su pertenencia a la familia real, me parece una falta de respeto, la verdad...

Pero dejaré de quejarme, que luego algunos decís que soy un poco puntillosa con algunos asuntos....En 1496 año del doble matrimonio se pone casa para Juan y Juana, pero el personal que regirá la casa de la infanta y que la acompañara a Flandes es decidida por su madre la reina y en el futuro, Juana mostrará un total desinterés por asuntos como organizar la casa, sobre quién debía mandar, sobre asuntos del día a día...Está claro que la infanta preferiría dedicarse a otras cosas....las lecturas que he llevado a cabo muestran como Juana se cansaba enseguida de su ropa y las cedía a sus damas y no era consciente del gasto que llevaba a cabo....parece que el problema de su desinterés por estas cosas le viene desde el principio, aunque se agudiza con su llegada a la corte flamenca y con la influencia de su marido...

La separación de la madre, de la tierra, algo duro...la reina la acompaña hasta el puerto de Laredo, convencida de que no volverá a verla (el tiempo se encargara de mostrarle lo contrario)....Los escritos muestran que el séquito que llevaba la infanta era inmenso, una muestra del poderío económico de Castilla ( y eso que supuestamente no había llegado al Reino) y sufrió un viaje accidentado en el que buena parte de su dote desaparecería....pero finalmente Juana llegó a Flandes y como reflejan en el capítulo Felipe no aparece para recibir a su prometida o ya esposa....y no es flor de un día la cosa, creo recordar que tardarán más de un mes en verse, que la pobre desesperara día a día...pero el momento de conocerse llego y parece que hubo flechazo, que no pudieron aguantar a ser bendecidos por el obispo y consumaron el matrimonio...Cuentan también que los primeros meses fueron maravillosos para la infanta, que pasaron tiempo juntos pero eso pronto terminara y el mal llamado "hermoso" sacara a la luz sus verdaderas intenciones....

Siento que hoy sea tan breve pero no ando sobrada de inspiración, así que lo dejo antes de seguir escribiendo incoherencias....

Sólo decir que Juana merece un respeto y un lugar destacado en la historia de nuestro país.....y que seguiré hablando de ella en capítulos posteriores.....