Google+ Followers

lunes, 22 de diciembre de 2014

Eterno Javier Soria

Hoy voy a escribir una entrada de esas difíciles, que se atragantan en el alma y el corazón...pero que también sirve para recordar a esa persona especial que ha pasado por tu vida y que siempre permanecerá en tu memoria...

Recuerdo mi llegada al Salvador Allende de Fuenlabrada, mi primera experiencia como profesora, mis primeros alumnos oficiales, mis primeros compañeros de Departamento...y allí estaban Rosa,  José Antonio, Charo, Enrique y Javier....Me abrieron las puertas del Instituto, guiaron mis primeros pasos como profesora, me aconsejaron, me dieron ánimo cuando a veces tenía un día malo...y no serían suficientes las palabras para agradecerles tanto y tanto apoyo y cariño...

La verdad es que no tuve grandes dificultades con ellos, todos me lo pusieron bastante fácil... Enrique me dejo total libertad para dar clases y para hacerlo cómo buenamente me pareciera, pero siempre les pedía consejo a todos...Recuerdo que cuando me dieron las clases, me ponía de acuerdo con José Antonio para 3º  de la ESO y con Javier para 4º...y cuál fue mi sorpresa...Javier tenía una forma particular de trabajar, sin exámenes, por medio de trabajos que les hicieran pensar, crear en ellos un espíritu crítico que les sirviera para el futuro...Y siendo sincera al principio me asusto un poco, pensaba "¿seré capaz de hacerl0?...y aunque mis trabajos eran más sencillos sí que lo conseguí...

Pasé un curso maravilloso con unos compañeros excepcionales y reconozco que no he estado tan en contacto con ellos como debería...al final el tiempo va pasando, los meses se van añadiendo y se va perdiendo el contacto...Aunque con Javi nunca lo perdí....

Supongo que al ser más jóvenes conectamos mejor con las nuevas tecnologías y nos seguimos en Facebook...creo que él seguía mi Blog (aunque no sé yo si los contenidos sobre Isabel le gustarían totalmente) y yo leía con frecuencia sus escritos...Siempre profundos, siempre preocupado por hacer un mundo mejor, porque todos fueran capaces de encontrar la felicidad..sin dejar de investigar, de indagar, de defender sus ideas hasta el final, por encima de los demás...

En esta defensa de ideales nos parecemos, aunque él tuviera el alma muy republicana y yo más monárquica (claro siempre con los Austrias por encima de todo), él llevaba hasta el final todo lo que pensaba, lo defendía con pasión, con energía, con fuerza...igual que yo era fiel a mis ideas...Aún recuerdo cuando llego con un papel para firmar en contra de la visita del Papa y yo le dije que yo era creyente y que me parecía igual de válido que parte de la juventud estuviera en el campamento del 15M en Sol y que otra parte podría estar con el Papa...no hay nada incompatible, creo yo...

Pero me desvío de lo que quiero decir, Javi aportó muchas cosas a mi vida, como a la de todos los que le hemos conocido....Me enseñó que se puede ser un profesor excepcional, él lo era, pero también buena persona con ellos...que puedes dar tus clases y preocuparte por los que te rodean...por esas pequeñas personas que se están formando, que quieren saber más allá de lo que les rodea...que igual les interesa más conocer qué pensamos nosotros que la evolución de la Revolución Industrial...

Su modo de trabajar y el mío quizás no sean tan diferentes, aunque yo sea más ortodoxa, más pendiente de cumplir temarios, exámenes pero también abiertos al dialogo con los alumnos, a "perder tiempo" (según el parecer de muchos) en inquietudes de los jóvenes que son el futuro.....

No estoy yo demasiado inspirada hoy y quizás debería dejarlo para otro momento...pero quiero hacerlo antes de que pasen más días....

Cuando me entere de su enfermedad me pego duro, había perdido hacía unos meses a mi madre de un cáncer parecido sino igual...y la verdad que me costo hablar con él..no sabía bien qué decirle..seamos sinceros qué se le dice a una persona que tiene una enfermedad que en un alto porcentaje tiene un desenlace fatal....cualquier palabra parece estar vacía y carente de sentido...

Pero aún así siempre hay que tener esperanza y sobre todo la entereza que él demostró en todo momento...sus ganas de vivir, su fuerza, luchando hasta el final....teniendo cerca a la gente que le quería, a su mujer, a su niño, sus amigos, su familia....y disfrutando cuando estaba fuerte de su compañía, de seguir haciendo las cosas que amaba....El mar, la montaña, leer, investigar...seguir aportando cosas al mundo....

Es una pérdida irreparable para los que le queremos y que nunca le olvidaremos....Conseguí hablar con él dos semanas antes de que nos dejara....y estaba tan tranquilo por lo que iba a pasar....que ya no podían hacer más, que no le daban esperanzas, que no podía seguir siendo "conejillo de Indias"...y que esperaría el momento "cogido de la mano de su amor, Teiga"...fue tan sencilla, tan bonita la conversación....hablando de cómo me iba, de si me casaba o no después del revuelo que monté en Facebook...

Y esa conversación me consuela un poco....ya que no fui capaz de ir a verle al Hospital, demasiado doloroso todavía para mi....pero al menos me pude despedir de él y ver que las cosas seguían igual aunque no nos hubiéramos vuelto a ver....Echare de menos sus "me gusta", sus palabras, sus comentarios con su puntito de ironía, sus pensamientos, sus publicaciones... y sobre todo lo buena persona que era, siempre con una sonrisa y una palabra amable...

Muchos dicen que cuando se está cerca del final es como si se te aclarará la mente, como si el dolor ya no formara parte de ti....aunque imagino que la incertidumbre por lo que dejaba aquí le haría sufrir un poco...pero la gente que él amaba nunca estará sola, su presencia acompañará siempre...

Con su marcha gana el Parnaso del pensamiento, allí estará con todas esas cabezas privilegiadas que son capaces de aportar algo al mundo....allí conversará con Platón, con Aristóteles, con Marx, con el Ché....y con tantos otros que me se ocurren....Estoy segura de que los alumnos que ha tenido a lo largo de su vida como profesor nunca le olvidarán porque era excepcional, exigente pero buenísimo profesor, imagino que incomprendido por algunos y alabado por otros....La pena es que muchos otros no podrán disfrutar de sus palabras, de sus pensamientos, de su saber hacer.....

Muchas gracias por dejarme formar parte de tu vida, por hacer mis días más fáciles en el instituto, por seguir formando parte de mi día a día en Facebook....Gracias por ser como eres, por ser el profesor que a muchos les gustaría tener, por ser bueno, por querer tanto a todo el mundo....

Echaré de menos ver tus novedades...pero nos quedarán tus palabras eternamente tan largas y profundas como tu altura...

Hasta siempre mi buen amigo Javi....


No hay comentarios:

Publicar un comentario